Get started with Drupal 7


La mejor forma de descargar por Internet

Según las estadísticas del blog, la entrada sobre cómo instalar Ares en Ubuntu ha tenido una gran repercusión mediática. Por esta razón, me he animado a complementar esa entrada con una que hable de cual es la forma más rápida de descargar por Internet.

En esta entrada voy a hablar sobre toda mi experiencia tanto en Windows como en Ubuntu. Aunque los tiempos han cambiado y muchos usuarios andan un poco perdidos en el tema de las descargas por Internet, a día de hoy tenemos mejores velocidades tanto de subida como de bajada, tenemos grandes servicios en la nube como puede ser Dropbox o Ubuntu One. Creo que es importante aprender a usar todos estos servicios y aprovechar al máximo nuestra conexión a Internet.
La mejor forma de descargar por Internet, descarga directa o torrent,

Ahora mismo están muy de moda las descargas directas. Aprovechando grandes servidores, podemos subir archivos muy grandes y compartirlos a través de ese servidor. De esa forma, tan sólo tenemos que subir el archivo una vez, y ya es el propio servidor quien se encarga de compartir dicho archivo con todos aquellos usuarios que quieran descargarlo.

Por ejemplo, Canonical sube una vez la versión final de Ubuntu a sus servidores, y a partir de ahí, si nosotros vamos a su página oficial podemos descargar en cualquier momento la imagen de Ubuntu a toda la velocidad que nos permita nuestra conexión a Internet.

El problema que tenemos actualmente con el tema de compartir archivos, es que nuestra velocidad de descarga es mucho mayor a la de subida. Por lo tanto, nosotros podemos compartir el archivo muy despacio mientras que otros ordenadores tardarán mucho en recibirlo. Ahí radica la importancia de la descarga directa, ya que estos servidores tienen velocidades de subida bastante buenas.

Pero como siempre, si nos conectamos muchos usuarios a ese servidor, al final nuestra velocidad de descarga se resiente al saturar el servidor. ¿Cómo podemos solucionarlo?. Compartiendo el archivo.

Para compartir un archivo por Internet, la mejor opción es usar torrent. Este método funciona de la siguiente manera. Tu compartes un archivo que muchos usuarios quieren. La velocidad de subida es muy mala por lo que tarda mucho en compartirse, pero, cuando otro usuario descarga una parte (no hace falta que sea el archivo completo), ese usuario automáticamente empieza a compartirlo. De esta forma, cuantos más usuarios estén descargando ese archivo, más rápido se comparte y se descarga.
El problema de los torrent es el siguiente. Cuando se comparte por primera vez el archivo, tarda mucho hasta que otros usuarios adquieren un pequeño trozo de ese archivo para compartirlo. Por lo tanto, hasta que no haya bastantes usuarios con dicho archivo, la velocidad de descarga será muy poca. Y aunque este sea el principal problema de los torrents, es su principal virtud. Cuanta más gente tenga el archivo, más rápido se descarga (al contrario que con descargas directas).

Por lo tanto, yo recomiendo lo siguiente. Si vamos a compartir un archivo que no lo va a descargar mucha gente, mejor subirlo a algún servidor y que desde ahí lo descarguen. Por contra, si vamos a compartir un archivo que mucha gente quiere (por ejemplo un programa libre para Ubuntu), podemos usar un torrent para que la gente vaya descargando y compartiendo ese archivo y de esta forma no se caiga el servidor por saturación.

En general, el problema que tenemos es que nos cuesta bastante acceder a las urls donde poder descargar esos archivos (descarga directa), o descargar el torrent.  Yo siempre os recomiendo ir a la página oficial del proyecto ya que normalmente, tendrán un enlace para descarga directa.

Yo desde Ubuntu & Software libre, he compartido algunas guías, tutoriales, etc, tanto en descarga directa como en torrent. Ahora mismo creo que la mejor manera de descargar un archivo rápidamente es por descarga directa, pero la filosofía de torrent me parece más acertada. Cuanta más gente tengamos el archivo más rápidamente se descarga.

Por otro lado, el problema tanto de las descargas directas como de torrents son los virus. Mucha gente se dedica a subir virus junto a archivos tanto para descarga directa como por torrent. La única solución que le veo a esto es, o usar una distribución GNU/Linux, o descargar solamente aquellos archivos de fuentes fiables

A modo de resumen os recomiendo lo siguiente:
  1. Si vamos a descargar archivos poco compartidos usar descargas directas
  2. Si vamos a descargar archivos muy conocidos, usar torrent
  3. Si vamos a subir un archivo para compartirlo con pocas personas, mejor descarga directa
  4. Si queremos compartir un archivo con muchos usuarios, torrent.
Espero que con este resumen os haya quedado un poco más claro las distintas formas de compartir y descargar por Internet, cuales son los pros y los contras de cada una de ellas, y cuales son las más recomendadas según nuestras necesidades. 

Por último, en cuanto a gestores de descargas para Ubuntu, os recomiendo Jdownloader para descargas directas, y transmission para torrent. Un saludo

0 comentarios:

Publicar un comentario