Get started with Drupal 7


El difícil futuro de Kubuntu /Novato

Kubuntu era hasta ahora una de las versiones oficiales de Ubuntu. Digo hasta ahora porque a partir de Precise Pangolin (Ubuntu 12.04 LTS), Canonical retira el apoyo a esta derivación de Ubuntu.

Kubuntu es una versión de Ubuntu que utiliza entre otras cosas el bonito escritorio Kde en vez del conocido escritorio Gnome que usa Ubuntu. Al estar basado en Kde, Kubuntu usa paquetes QT en vez de GTK que usa Ubuntu para así integrarse de mejor manera en el escritorio Kde.

Aunque esta decisión puede asombrar a la comunidad, no es de estañar ya que desde hace bastantes versiones, todas las novedades que desarrolla Canonical son para Ubuntu.

Hace unos años, Kubuntu si que llegó casi a competir de tu a tu con Ubuntu creando bastante tensión en la comunidad de usuarios ya que una gran parte de ella opinaba que Kubuntu debería ser la versión oficial de Canonical y no Ubuntu y su antiguo Gnome 2.

Con el paso del tiempo y la eterna promesa de un gran cambio de interface con la llegada de Gnome 3, estos debates fueron decayendo. Por una parte los primeros cambios esteticos de Ubuntu comenzaron a llegar cuando se dejo aquel tema marrón dando paso a los temas actuales como Ambiance y Raciance, por otr lado los usuarios de Kubuntu prefirieron migrar a otras distribuciones donde el escritorio de Kde estuviera mejor implementado como OpenSuse o Fedora.
El dificil futuro de Kubuntu

El sector empresarial nunca llegó a ser muy afín a Kubuntu, debido fundamentalmente porque en las empresas se necesita algo que funcione desde el minuto 0 y sea 100% estable. Esto no quiere decir que Kubuntu no sea estable, pero nunca será tan estable como Ubuntu, Debian, etc.

Debido a esto, Canonical ha decidido retirar su apoyo al proyecto de Kubuntu de manera oficial. Jonathan Riddell responsable de Kubuntu desde que comenzó esta versión de Ubuntu, será relegado del proyecto Kubuntu asignándole una nueva tarea dentro del desarrollo de Ubuntu.

Como usuario de Ubuntu que soy, me parece una mala noticia aunque lógica noticia. Si una distribución apenas tiene usuarios y tienes que mantener dos distribuciones, es logico centrarse más en la distribución que más usuarios tenga, y más ahora que Canonical esta siendo duramente criticada tras la liberación de Unity.

Canonical quiere centrar todos sus esfuerzos en Ubuntu. Quiere desarrollar un Ubuntu para tablets, móviles, televisores. Este nuevo mercado que quiere conquistar Ubuntu esta siendo ya claramente explotado por dos de las mayores empresas del sector: Apple y Google. Si Ubuntu quiere intentar tener su mercado en dichos sectores, claramente necesita una gran inversión. Para conseguir dicha inversión, Ubuntu ha retirado su apoyo oficial de Kubuntu y así poder centrarse más en estos mercados.

De todas formas esto no quiere decir que Kubuntu este muerto o no vuelva a salir una nueva versión. Kubuntu seguirá en manos de la comunidad. Esta es la grandeza del software libre. Si una empresa decide por cualquier motivo dejar de desarrollar un producto, la comunidad puede coger su codigo y seguir con su desarrollo. 
El mejor ejemplo de esto lo tenemos en los nuevo smartphones con Android. Las grandes empresas de hardware como Samsung intentan dejar obsoleto un móvil para que compres el siguiente modelo y seguir produciendo. Debido a esto, teléfonos móviles que tienen hardware más que suficiente para mover nuevas versiones de Android nunca llegan a actualizarse.

Gracias a que parte del código de Android es open source, los cocineros crean sus propias roms de manera que extraoficialmente puedas tener la última versión de Android mientras que el hardware o el conocimiento de los cocineros lo permita.

Un buen documental sobre este tema de la obsolescencia programada es "Comprar, tirar, comprar Fabricados para no durar ":


Aunque no viene mucho al tema con Ubuntu, creo que es un documental muy interesante y recomiendo que lo veáis. El software libre en general, siempre es mejor que el software privativo, principalmente porque el privativo priva al usuario de sus libertades. Pero además, si una empresa que crea un software privativo deja de desarrollarlo, todas esas lineas de código se pierden. La grandeza del software libre es que una comunidad pueda seguir apoyando un software, sistema operativo, etc sin la necesidad de que haya una empresa detras.

Desde aquí animo a la comunidad de Kubuntu a seguir manteniendo el proyecto al igual que hasta ahora. Se de buena tinta que Kubuntu no va a  morir al igual que no a muerto Xubuntu, Lubuntu, Edubuntu...

Intentemos entre todos hacer un buen Kubuntu. El escritorio Kde es impresionante y la facilidad de Ubuntu es un plus. Si se juntan dos ideas muy buenas, ¿no debería salir algo estupendo?. ¡Animo Kubuntuneros!

1 comentarios:

José Miguel dijo...

Durante varios años fui usuario de Ubuntu y Kubuntu, ahora lo soy de Debian con KDE.

Al principio llegué a pensar que el apoyo empresarial era un plus para cualquier distribución. Pero visto lo visto, hace tiempo que rechazo de cualquier distribución que dependa de empresas. Prefiero las soportadas por la comunidad.

Publicar un comentario